En los años ´80 y los ´90, cuando vivía en Maquinchao, busqué referencias que me ayudaran a entender la historia del lugar. Las publicaciones a las que tenía acceso en la biblioteca local traían información escasísima, que poco ampliaban las anotaciones que había dejado el director de la escuela, Merlo Rojas, en los años treinta. Años más tarde inicié un recorrido por otras bibliotecas, universidades y archivos y encontré, no sin sorpresa, que existía una cantidad de documentos, relatos de exploradores y artículos periodísticos que hablaban del lugar.

Para ser una localidad aislada en una de las zonas más inhóspitas de la Patagonia, Maquinchao tiene una rica representación en la literatura. Aquí presentamos una selección de los textos hallados : relatos de viajeros, documentos y producciones locales, escritos en tres siglos. Algunos se publican por primera vez en castellano. La intención fue hacerlos accesibles, que sirvan para valorizar la rica historia local, comprender cuántas esperanzas y sufrimientos encierra, y ubicarse en su devenir, que no ha concluido.

Agradecimientos

Es verdad: nada de lo que hacemos pudo nunca hacerse solo, aunque le pongamos nuestra firma. En este caso, para abreviar una lista interminable, agradezco a los Maestros, sin los cuales nada positivo se trasmitiría en el mundo, a mi padre que me ha bancado y alentado, a mi madre que sugirió el nombre. A mi hija por una magnifica portada.

A mis amigos en el Sur, en especial a las familias Quentrequeo, - Anto que sugirió el formato y a Claudia por empujar este proyecto hacia delante, y los demás- ; Cayuqueo y Cacopardo, que me acogieron durante mi investigación, y a muchos más, a Caroline Holder que con sus preguntas encendió la búsqueda, a Louis Jaccourt, a los bibliotecarios, en particular el personal de la Biblioteca Sarmiento de Bariloche por su cooperación y sugerencias, y en la última etapa a Pablo Medina y los compañeros de La Nube, por facilitarme un ámbito físico y afectivo para terminar el trabajo. A Roberto Bein, por revisar parte del manuscrito y sugerir mejoras a la Introducción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada