En los años ´80 y los ´90, cuando vivía en Maquinchao, busqué referencias que me ayudaran a entender la historia del lugar. Las publicaciones a las que tenía acceso en la biblioteca local traían información escasísima, que poco ampliaban las anotaciones que había dejado el director de la escuela, Merlo Rojas, en los años treinta. Años más tarde inicié un recorrido por otras bibliotecas, universidades y archivos y encontré, no sin sorpresa, que existía una cantidad de documentos, relatos de exploradores y artículos periodísticos que hablaban del lugar.

Para ser una localidad aislada en una de las zonas más inhóspitas de la Patagonia, Maquinchao tiene una rica representación en la literatura. Aquí presentamos una selección de los textos hallados : relatos de viajeros, documentos y producciones locales, escritos en tres siglos. Algunos se publican por primera vez en castellano. La intención fue hacerlos accesibles, que sirvan para valorizar la rica historia local, comprender cuántas esperanzas y sufrimientos encierra, y ubicarse en su devenir, que no ha concluido.

1876: Noticias de Mackinchau

Francisco P. Moreno, Viaje a la Patagonia Austral

Francisco Pascasio Moreno (Buenos Aires, 31 de mayo de 1852 — Buenos Aires, 22 de noviembre de 1919) fue un científico, naturalista, botánico y explorador argentino.

En 1910, Moreno fue elegido diputado nacional. Miembro por la mayoría, obtuvo en el recinto la sanción de sus proyectos de ley sobre Parques Nacionales, Desarrollo Patagónico, y Centralización de los Institutos Oficiales de Ciencias. Pero no vio esas sanciones llevadas a la práctica. Renunció a la banca en 1913. Ese mismo año fue designado vocal del Consejo Nacional de Educación, pero su acción en pro de la enseñanza de adultos y la formación profesional, se enfrentó con la reticencia oficial y la oposición de los docentes. De frustración en frustración, Moreno optó por hacerse cargo personalmente de una veintena de escuelas en el barrio sur de la ciudad de Buenos Aires. Para educar obreros ofreció parte de su quinta y obtuvo apoyo financiero. En sus escuelas se enseñaban manualidades y se suministraba comida. En varios de los libros que publicó acerca de sus expediciones aparecen menciones a Maquinchao.


En las tierras de Mackinchau, en el centro, los indios viven durante todo el año en los mismos parajes, lo que hace pensar que esas llanuras pastosas no son cubiertas por la nieve y alimentan continuamente las excelentes caballadas de los indígenas.

En los parajes que habitan actualmente los pampas, entre el Chubut y el Limay, los indios aseguran que el país es excelente, y los colonos que se han internado en esa dirección así lo confirman.”

Allí, pues, es donde debe extenderse la población futura mezclándose con los indígenas de Mackinchau. La explotación de las riquezas de otro género que hay allí ayudará a la agricultura, y la toldería de hoy podrá ser con la ayuda de los caciques Inacayal y Foyel, que por lo general viven en ese punto, un centro de civilización de gran porvenir y así tendremos una línea de comunicación, casi igual a la del Río Negro, desde Bahía Nueva a Nahuel Huapi, y de allí a Chile.

En las mesetas, según los indios y por las muestras que ellos han traído, abundan los metales… mesetas terciarias, alternadas de rocas cristalinas y luego mantos de basaltos bastante gruesos que negrean sobre profundos valles con aguadas permanentes tales como Mackinchau, etc. parajes que visitan con frecuencia las tribus nómades pampas y tehuelches. (…)

En estos últimos días llegaron de Mackinchau a la colonia Chubut algunos pampas con el objeto de negociar un poco de pluma de avestruz y algunos quillangos por aguardiente (…) La mayor parte eran indígenas puros, y otros, en sus facciones y su carácter, indicaban mezcla con sangre de blancos, de Carmen [de Patagones] o de Valdivia.

Doy preferencia a los primeros: son más nobles y más apuestos que los segundos, que tienen estatura menos elevada y carácter taimado.” (…) (Un indio) había sabido en Mackinchau que algunos indios iban a maltratar al cristiano [Moreno] pues creían que andaba buscando la plata y el oro…que quizás fuera un espía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada